Números 14:21

Mas tan ciertamente como vivo yo, y mi gloria llena toda la tierra.

Moisés estaba intercediendo con Dios para que no destruyera a los israelitas por su desobediencia. El hizo su defensa basándose  en el hecho de que todos los enemigos verían su destrucción y creyeran que Dios no era suficiente para protegerlos ni salvarlos. La respuesta de Dios fue que Su plan final para la tierra sería cumplido sin importar cuan desobediente fuera el hombre. Él le dijo a Moisés que el día iba a venir en el cual toda la tierra sería llena de la gloria de Dios.

Hoy en día cuando el Padre mira a la tierra ve partículas de luz diseminadas por toda la superficie en medio de las tinieblas. Estos son son personas que le permiten que la gloria de Dios ilumine a través de ellos. Un día el Padre va a mirar a la tierra y la va a ver totalmente iluminada no habrá tinieblas en ella debido a que la tierra estará llena de Su gloria. Esto no acontecerá hasta que se manifieste el milenio cuando Jesús reine sobre la tierra.

Cuando la nueva Jerusalén descienda del cielo,  la tierra será llena de la gloria del Padre. La nueva Jerusalén no tendrá de luz, porque la gloria de Dios será una luz para las personas. Hasta ese día, podemos dejar que nuestras luces iluminen brillantemente cada día de nuestras vidas.

Padre, gracias en el nombre de Jesús, porque Tu gloria brillará por toda la tierra ya que la llenará. Mientras tanto ayúdame para mantenerme iluminado con el fuego de Tu Espíritu Santo.  Ayúdame para mantenerme brillando cada día más y más mientras se acerca el día de Tu venida. Yo deseo iluminar en cada cuarto que entre, a cada persona que conozca, cualquier situación que se me presente. No me permitas que salga en tinieblas. Ayúdame para siempre caminar en Tu luz y para llevar esa luz a otros. En el nombre de Jesús. Amén.

Did you enjoy this article?
Share
the
Love
Get Free Updates
Completamente Gratis por tiempo limitado
We hate spam just as much as you