EL CAMPO DE BATALLA ES LA MENTE

dios nos da la ictoria

El apóstol Pablo dijo: “he peleado la buena batalla”
El apóstol Juan expresó en:
1Juan 3:19-21
: 19 Sabemos que pertenecemos a Dios porque amamos a los demás. Por eso, si nos sentimos culpables de algo, podemos estar seguros de que Dios no nos acusa de nada, porque él está por encima de todo sentimiento, y lo sabe todo.
: 21 Amados míos, si estamos bien con Dios, podemos presentarnos ante él con toda confianza.
Tenemos que pelear la batalla de la fe en nuestras mentes. La batalla comienza cuando nuestros pensamientos tratan de vencer la verdad de lo que dice la Palabra de Dios de nosotros y lo que Él dice nos pertenece a nosotros. El creer lo que dice la Palabra de Dios de nosotros es la clave para comenzar a ser libre de todas las mentiras del enemigo. Daniel propuso en su corazón no contaminarse mientras estuvo en cautiverio bajo el rey Nabucodonosor. Nosotros también debemos de proponernos en nuestro corazón: nosotros rechazamos en nuestro corazón creer las mentiras del enemigo y escogemos creer y aceptar la Palabra de Dios como nuestra absoluta y final verdad.
Amado hermano, comenzaremos a experimentar más victoria, mucho más éxito y triunfo en nuestras vidas, en la medida que creamos consistentemente la Palabra más de lo que pensamos y sentimos que son nuestras circunstancias. Veamos algunas Palabras de la Palabra de Dios poderosas:
No temas delante de ellos, porque contigo estoy para librarte, dice Jehová. Y pelearán contra ti, pero no te vencerán; porque yo estoy contigo, dice Jehová, para librarte. Ninguna arma forjada contra ti prosperará, y condenarás toda lengua que se levante contra ti en juicio. Jehová peleará por vosotros, y vosotros estaréis tranquilos. Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó. El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no nos dará también con él todas las cosas? Hijitos, vosotros sois de Dios, y los habéis vencido; porque mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo. En esto se ha perfeccionado el amor en nosotros, para que tengamos confianza en el día del juicio; pues como él es, así somos nosotros en este mundo. Más vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios, para que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable; Quien llevó él mismo nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia; y por cuya herida fuisteis sanados. Crea en la verdad. Confiese la verdad y recíbala como una realidad.

Did you enjoy this article?
Share
the
Love
Get Free Updates
Completamente Gratis por tiempo limitado
We hate spam just as much as you